Skip to main content

Autor: @Bjdocampo

Una nueva esperanza

Las ferias han muerto. Eso llevamos diciendo años. El COVID se cargó los eventos presenciales y durante este casi año y medio todo se convirtió en un evento online. Insulso, pesado,repetitivo y poco interesante.

Las compañías en su mayoría han decidido seguir el ejemplo de Nintendo con sus Direct y las grandes ocasiones como el E3, el TGS o la propia Gamescom han quedado relegadas al simples complementos circunstanciales más pensado para el añejo jugón que para un escaparate de novedades y bombazos.

Pero entre toda esta vorágine de Directs, State of Play o Xbox Showcase, hay un muchachito canadiense llamado Geoff Marcon Keighley que esta decido a cambiar las normas de juego.

Y es que este Gamescom 2021 ha conseguido despertar del letargo al aburrido gamer que está hasta la mismísima quijotera de conferencias pesambrosas, aburridas y sin ritmo.

Volverán algún día, ya veréis.el olor a choto está ahí.

Y es que en esta conferencia de Gamescom aunque no tuviéramos grandes novedades o bombazos, hemos tenido algo muy importante. Ritmo.

Te caiga bien o te caiga mal, este muchacho es jugón, le gusta este mundo de verdad y se nota que ESCUCHA A LA COMUNIDAD

Tener un bombeo constante de vídeos y títulos,intercalados con pequeñas, muy pequeñas entrevistas y alguna que otra intervención musical, hizo de esta conferencia algo divertido, interesante y que vuelve a generar el interés por dedicarle dos horas de tu vida a una presentación.

Huelga hacer ningún resumen de lo mostrado en el evento, esa no es mi intención, mi intención es que reflexionemos sobre el formato del evento en sí y que, te caiga bien o te caiga mal, este muchacho es jugón, le gusta este mundo de verdad y se nota que ESCUCHA A LA COMUNIDAD. Él solo se ha hecho la conferencia. Solo hace falta una sonrisa, un micrófono de atrezo y muchos, muchos vídeos de juegos.

Presentador de los de antes, con traje y micrófono de mano.

Estoy seguro que a partir de ahora todo empezará a funcionar de esta manera. Los tiempos cambian y la ranciedad de las grandes compañías ya no tienen cabida. Juegos, gameplay y hype. Eso es lo que nos pone cachondos y cachondas, ese es la verdadera esencia de las ferias.


Así, igual algún día no tan lejano, todas las grandes volverán a unirse y el circo de los videojuegos volverá a desplegar todo su glamour. Y es que los videojuegos ya no son cosas de niños, son cosas de adultos.

Y es que los videojuegos ya no son cosas de niños, son cosas de adultos.

Lo dicho, espero de corazón que esto se convierta en lo habitual y de nuevo, amigo Geoff, gracias por insuflar aire fresco. Eso sí, Nintendo seguirá haciendo lo que le salga de los cojones.

 

Como toda la vida.

Corneo

Corneo

Juego,leo y escribo

Deja una respuesta