Skip to main content

Valheim o como bajar revoluciones a los multijugador online.

Autor: @Bjocampo

No somos muy dados en este equipo a seguir las tendencias y dejarnos llevar por el hype de la novedad, pero esta vez haremos una excepción. 

Se puede decir que es el último fenómeno viral de Steam, después de Among UsPhasmophobiaRust y demás chatarrada. Y parece que ha venido para quedarse. 

Una fórmula magistral 

¿Qué pasa si metemos en una coctelera Minecraft, Rust y le damos un aire de Vikingos a lo AC Valhalla y una estética BOTW ? Pues que nos sale este Valheim.

La idea es sencilla, nacemos en un mapa que se genera de forma aleatoria y tenemos que sobrevivir. Tendremos que construirnos una casa, farmear, comer, y explorar. Explorar mucho. Pero Valheim va más allá. Tenemos muchas habilidades básicas, como correr, saltar nadar, luchar…que irán subiendo de nivel según las utilicemos. Realmente esto es muy a la torera y bastante improvisado. El farmeo no es tan acusado como en Minecraft y no dependemos tanto de los materiales para seguir adelante. Además, los materiales son bastante accesibles y no nos costará mucho encontrar madera, piedra o cuero. 

El crafteo también es bastante sencillo. Tendremos unas recetas básicas y según vayamos crafteando nos irán apareciendo sin más las nuevas. Cuanto más crafteas, más recetas aprendes. 

Craftear es bastante accesible y ameno. No como en el Minecraft

Una pizca de RPG 

Pero donde de verdad se diferencia de los otros juegos de moda es en su componente RPG. Y es que Valheim no se limita a la supervivencia y el desarrollo. Hay una misión. Tenemos una serie de objetivos para seguir avanzando. Objetivos que necesariamente tendremos que hacer con nuestros amigos, pues las hostias que nos pueden sacudir los jefes que tendremos que derrotar son épicas. 

No sé si es un fallo de balanceo del juego o está hecho así a propósito, pero la aleatoriedad con la que te puedes morir es épica. Puedes haber matado a un troll enorme o a una jauría de suerte de Gnolls con su chamán curandero incluído que no para de curar a los demás y joderte la vida, que, a lo mejor, llegas a tu casa, te pones a talar un árbol y éste te cae de mala manera y te manda a la mierda. Esa es otra. La muerte. Cuando morimos reespameamos en nuestra casa, donde hayamos fijado nuestra camita. Tendremos que patear hasta nuestro cadáver para recuperar nuestros objetos y ojo cuidado, nuestras habilidades. Así que hasta que lleguemos a donde nos mataron estamos más que vendidos. 

No sé si es un fallo de balanceo del juego o está hecho así a propósito, pero la aleatoriedad con la que te puedes morir es épica.

Esto es un arma de doble filo, pues le da un componente emocionante pero también llega a frustrar cuando estamos en la casa de Cristo Nuestro Señor y tenemos que llegar a donde nos mataron y nos siguen esperando nuestros asesinos.

El combate parece más complejo de lo que podríamos pensar. Nos llevamos unas buenas palizas porque nos confiamos y aporreamos al enemigo sin ton ni son. Y no, amiguis, aquí hay que esquivar, bloquear y saber cuándo escapar. Esto no es Minecraft. Tampoco Dark Souls, pero tiene su aquel. 

El combate se antoja incluso divertido, aunque confuso sin Z target.

Mucho, mucho que mejorar. 

Hasta aquí todo parece una maravilla, pero el juego tiene un amplio margen de mejora. Partamos de la base de que es un juego Early Access… Gráficamente es resultón, pero peca de querer ser original en exceso y no puede. Quiere ser espectacular y simple a la vez y todo no se puede ser en la vida. Los modelados son más bien discretos, muy discretos (aunque juega a eso) y en muchas ocasiones veremos una bajada de rendimiento considerable, sobre todo cuando llueve o hay muchos objetos. Y es que el juego se nota que se genera según lo vamos jugando y eso, en un juego online de este calibre, es peligroso. 

Gráficamente es resultón, pero peca de querer ser original en exceso y no puede

Gráficamente a veces lo amas y otras lo odias

Sea como fuere, es un juego prometedor, un agujero negro de horas y que en compañía de amigos se hace muy divertido. Es un juego que se ve claramente que está pensado para la comunidad streamer, pues todos esos momentos que os comentábamos parecen pensados para dar escenas épicas y cómicas a la hora de jugar online. 

Os animamos a probarlo, sobre todo si tenéis cierta edad y juegos como Minecraft o Fornite se os quedan a años luz de vuestra capacidad mental.  

Corneo

Corneo

Juego,leo y escribo

Deja una respuesta